Se aproxima la Junta General Ordinaria y el momento más temido por muchos de los propietarios, la renovación de cargos, con el correspondiente cambio en la presidencia de la comunidad.

Ya sea por desinformación o poca implicación en el día a día de la comunidad, el momento del nombramiento de nuevo presidente de la comunidad no suele ser plato de buen gusto para nadie.

Desde Marefincas ponemos en su conocimiento todo lo que debe saber sobre su nombramiento como presidente y sus responsabilidades.

Nombramiento y responsabilidad
El presidente de la comunidad, forma junto con el secretario, el administrador y la junta de propietarios los órganos de gobierno de una comunidad de propietarios como así consta en el artículo 13.1 de la Ley de Propiedad Horizontal.

El cargo deberá ser desempeñado por un propietario y en ningún caso se podrá acceder a la Presidencia de la comunidad  a través de una representación otorgada por un vecino.

El cargo será desempeñado por un año, si bien el presidente no perderá las competencias que le son otorgadas en el momento de su nombramiento en el caso de que la convocatoria de la Junta General Ordinaría se retrasase y será designado por orden rotativo o voluntario en el caso de que alguien estuviera interesado.

Como consta por ley, será de carácter obligatorio y no se podrá renunciar salvo discapacidad o enfermedad del presidente entrante, que tendrá un mes desde el nombramiento para solicitar un cambio ante un juez de Primera Instancia.

Las responsabilidades del presidente de la comunidad en el momento de acceder al cargo son las siguientes:

  • Representación legal de la comunidad en los asuntos que afecten a la misma.
  • Presidir las Juntas de propietarios.
  • Convocar las juntas de carácter ordinaria o extraordinaria al menos una vez al año.
  • Hacer cumplir los acuerdos que son establecidos en las Juntas de Propietarios.
  • Supervisar los gastos de la comunidad así como los presupuestos para el año.


 

 

Folder Name